SUEÑAME EN NY O CALIFORNIA O PARIS El vídeo del domingo: “Grandes amigos, grandes poetas XX – Carlos Banks”

Aqui va el regalo de fin de año…

La pristina voz de la española Ana Centella engalana nuestro Poema. Disfrutren el video y feliz año nuevo a mis lectores, bendiciones, prosperidad y mucha poesía en el 2017.

Ana Centellas

SUÉÑAME EN NY O CALIFORNIAImagen: Pixabay.com (editada)

¡Por fin ha llegado el día! Último día de este año 2017 y no quería faltar a mi cita con vosotros de todos los domingos. Aunque mi voz todavía está un poco perjudicada, no podía dejar pasar la ocasión y no he encontrado mejor manera de felicitar el nuevo año a nuestro queridísimo amigo Carlos Banks que con esta colaboración, que sé que lleva tiempo esperando.

No es la primera colaboración con Carlos y yo encantada. Siento mucho que mi voz esté dando tanta guerra, amigo, pero tómalo como mi pequeño regalito de año nuevo. Espero que te guste. Está hecho, como siempre, con todo el cariño del mundo.

En esta ocasión, Carlos nos trae un maravilloso poema titulado “Suéñame en NY o California o París o la Plaza Roja”. Podéis acceder a la entrada haciendo clic en el título.

Y nada, aquí os lo dejo…

Ver la entrada original 28 palabras más

Anuncios

Se incendia la tarde y tu no estas, amor

javier garcia

Hay luces en la ciudad,

el cielo promete fuegos

y aguaceros y tonadas.

Se incendia la tarde

y tu no estas …

con tus labios

de mantequilla

o tus ojos de

pasas diminutos.

Hay una melodía repetida,

como un ulular de ambulancias

y bomberos…

Ausencia de aves y arcoíris.

Ausencia de tu voz de almendra

y tus misterios.

y de tu aroma

de aceitunas y de fresas…

Tiempo de diciembre y

Tiempo de promesas

Se aproxima la noche oscura

y en breve,

el cielo

se rebela en tonos pasteles,

un poco de gris

y de negro…

Se incendia la tarde

en amarillo

y naranja se llena de fuego.

Surge entonces,

el verso.

y flota de nuevo

ese aire

de promesas

y de nuevos comienzos.

Se tiñen los cielos

y no estas aquí

amada mía…

Absurdo día laboral

que te atrapa de 8-5.

No importa

porque iré a salvarte,

como cada día tu

a la mía vida.

 

Pasare por ti

con las flores

de mis ojos miel,

y rimas de versos

en cualquier papel.

De paso,

robare un vino

a algún amigo.

 

Asómate a la ventana,

amor,

el cielo se incendia

con nubes de fuego,

con aromas de acuarela…

mientras te espero.

 

Asómate a la ventana

del sexto piso

y asómbrate como

la madre natura

traduce

razones de asombro

parecidas a tu esencia,

parecidas,

porque no se acercan

a la vida

en tus latidos

ni al amor de

tu presencia.

 

En ese instante

en que te espero…

Se incendia el

atardecer hermoso

como se incendian

mis latidos

cuando te aproximas

y este poema esbozo…

y me das un tierno beso

y miramos el cielo juntos

y te entrego las flores

de mis ojos

nos bebemos el vino

de tus labios

con sabor a fresa

y nos llenamos

como cada

instante

de  promesas.

 

 

Cbanks

Copyright FOTO: Javier Manuel García Duran

 

 

olor a ti y no me basta

Resultado de imágenes

Mojo mis pies en la luna,

la noche desaparece

en la lluvia que cae de mis dedos,

no se si es lunes o sábado

desconozco si el sol

volverá a ser una señal…

Sera asunto de creer

en los satélites

que giran en torno

a tus ojos…

Se moja la luna

en mis retinas

y caen los pétalos de aquellas

flores

que me hacen creer que

existes…

Como te voy a encontrar?

Solo un tenue olor a ti

me trae el mar

y

no me basta

 

Cbanks

 

 

“El amor empieza en el momento en que una mujer inscribe su primera palabra en nuestra memoria poética”.

Milan Kundera, nació en abril de 1929, en la antigua Checoslovaquia, y es sin duda el autor de uno de los libros más leídos y recomendables del último tercio del siglo pasado: La insoportable levedad del ser. Un dato que nos hace más cercano a dicho autor es que como todo un mortal -que sabe […]

a través de La insoportable levedad del ser. — Desde mi querida Villa Gesell.

Late

Hoy invitamos a The ASkmaster

Originalmente publicado en Palabras que se derraman: Late mi corazón. Late fuerte al pensarte, al descubrirte en mi mente. Late lleno de expectativas y de ilusiones estúpidas. Late más fuerte repleto de ansiedad por las dudas, por los miedos, por las inseguridades… Late hasta que deja de latir por mi insistente manera de sufrir.

a través de Late — Directas & Indirectas

Enredada — Viviana Lizana urbina

Hoy invitamos a Liliana Lizana

Busco el cobijo de las letras, necesito el abrazo del sentir sutil de la poesía… Ahogaré en ella toda melancolía que ha crecido a raudales aquí en este punto de mi existencia… Estoy enredada en la madeja de sombras y letras. Me ahoga la bruma fría de la noche Urgo en el escondrijo de mis […]

a través de Enredada — Viviana Lizana urbina

Ni besos de peces

 

Resultado de imagen para peces besandose

En el instante de la muerte,

la tarde agoniza

a pesar de los tonos sutiles…

un tierno azul celeste

mezclado con franjas naranjas

en el firmamento.

Besan entonces

los rayos del sol al silencio…

no hay sonidos

ni ramas moviendose

ni vuelos de aves

ni besos de peces

ni rumores de lluvia…

no hay tonadas, ni poses

Es la vida,

es la vida

es el instante.

 

Mujer

IMG_20171221_181823.jpg

Mujer
Mas allá de la piel
Que cubre tu existencia
Mas allá de lo sublime
En tu presencia
Eres vida
Que tu misma creas
Eres ilusión
Y de la vida esencia..
Mas allá
Del aroma de las flores
Mas allá de tu corazón
Y de tus temores
Y aunque algunas veces
El día
Traiga sin sabores,
Eres mujer
El mejor de los amores….

Abril de ti

IMG_20171221_181001.jpg
Abril de ti y de tu esencia
Cuando bailabas conmigo y tu cantabas siempre.
Abril
Abril de ti ya sin rimas ni presencia
Cuando volaste un dia hacia la nada inerte y todo se lleno del vacío absoluto de no verte.
Abril ,
Abril de ti, de tus rosas blancas, de tu encanto y tu donaire.
Abril,
Abril de ausencias, de lágrimas y tus huellas en mi aire.
El sol vive
Despierta los días sin cansarse.
Incluso en este abril de dos décadas sin verte.
Es un abril intenso como hacha que arremete. Que quiere que lo olvide todo, que viva con tu muerte.
Mama Nieves

Nuevos alfabetos

IMG_20171220_094638.jpg

Huyen las letras

Se van de vacaciones…

Me dejan sin aliento.

Inesperado instante,

Mudez.

Empiezo a buscar libros, mas están vacíos.

Paginas en blanco.

Enloquezco.

Me fallan las palabras en mi memoria.

De repente preparo una sopa de letras e improviso versos del Neruda.

Ahora estoy creando un alfabeto nuevo

Que me redefine tu amor!

suicidios de muñecas

Resultado de imagen para muñeca diabolica

Abrazos de infiernos

y de olvidos

Intento vano de posesiones

silencios de rocas

y de ojos convertidos en concretos.

Un corazon lleno de pena

que te mira como a una muñeca de trapo.

clavo dos espinas en tus labios

por no escucharte hablar

y aquellos ojos

ya no hablan claro…

y alla en el cielo

sobre los cordeles de la luz

ahorco muñecas de trapo…

De veras existe el fuego eterno?

Entonces que se quemen

estos versos

o se congele

en mi

tu abrazo.

 

ES POSIBLE ATAR A UNA MUJER CON LA ESCRITURA?

Gypsy Rose Lee, 1941.jpg


No sabía si alguna vez iba a volver a pasar.
Es que estuve mucho tiempo fuera.
Algunas cosas
algunos encuentros
me hicieron de remolque
me sacaron del pantano
y de ahí
al desierto
caminando en círculos
inventando el día.
 
Nada de eso estuvo mal, nada
ni las noches dormidas sin sueño
ni las 4 comidas sin hambre
ni el sexo imprevisto, de apuro
 
Solamente es que no sabía
si iba a volver a pasar.
No sabía si iba a tener que acostumbrarme a ese andar
sin la letra enroscada al tobillo
sin el abrigo cálido de la lectura ascendente
que empieza como un fueguito inerme
dubitativo
hasta la llamarada
que lo consume todo.
 
Insisto:
no sabía
y tampoco quise armar una espera
lo dejé todo librado
espantosamente librado
a que fueran los pasos
el pie
que cae en  la trampa
el grito frente a la mordedura
silenciosa
insidiosa
insigne.
 
Ahora que volvió el veneno
ahora que las horas cuentan por párrafo
ahora que los libros esperan
vuelvo a moverme
despacio
por todas las antesalas del mundo
 
Tengo tiempo
mucho tiempo
camino el día empapelada
lista para prenderme fuego
 
De nuevo ahí.
 
Hasta el amor
o la lectura.

 

Siempre.



 

 

No sabía si alguna vez iba a volver a pasar.

Es que estuve mucho tiempo fuera.

Algunas cosas

algunos encuentros

me hicieron de remolque

me sacaron del pantano

y de ahí

al desierto

caminando en círculos

inventando el día.

 

 

Nada de eso estuvo mal, nada

ni las noches dormidas sin sueño

ni las 4 comidas sin hambre

ni el sexo imprevisto, de apuro

 

 

Solamente es que no sabía

si iba a volver a pasar.

No sabía si iba a tener que acostumbrarme a ese andar

sin la letra enroscada al tobillo

sin el abrigo cálido de la lectura ascendente

que empieza como un fueguito inerme

dubitativo

hasta la llamarada

que lo consume todo.

 

 

Insisto:

no sabía

y tampoco quise armar una espera

lo dejé todo librado

espantosamente librado

a que fueran los pasos

el pie

que cae en la trampa

el grito frente a la mordedura

silenciosa

insidiosa

insigne.

 

 

Ahora que volvió el veneno

ahora que las horas cuentan por párrafo

ahora que los libros esperan

vuelvo a moverme

despacio

por todas las antesalas del mundo

 

 

Tengo tiempo

mucho tiempo

camino el día empapelada

lista para prenderme fuego

 

 

De nuevo ahí.

 

 

Hasta el amor

o la lectura.

 

Siempre.

 

 

No sabía si alguna vez iba a volver a pasar.

Es que estuve mucho tiempo fuera.

Algunas cosas

algunos encuentros

me hicieron de remolque

me sacaron del pantano

y de ahí

al desierto

caminando en círculos

inventando el día.

 

 

Nada de eso estuvo mal, nada

ni las noches dormidas sin sueño

ni las 4 comidas sin hambre

ni el sexo imprevisto, de apuro

 

 

Solamente es que no sabía

si iba a volver a pasar.

No sabía si iba a tener que acostumbrarme a ese andar

sin la letra enroscada al tobillo

sin el abrigo cálido de la lectura ascendente

que empieza como un fueguito inerme

dubitativo

hasta la llamarada

que lo consume todo.

 

 

Insisto:

no sabía

y tampoco quise armar una espera

lo dejé todo librado

espantosamente librado

a que fueran los pasos

el pie

que cae en la trampa

el grito frente a la mordedura

silenciosa

insidiosa

insigne.

 

 

Ahora que volvió el veneno

ahora que las horas cuentan por párrafo

ahora que los libros esperan

vuelvo a moverme

despacio

por todas las antesalas del mundo

 

 

Tengo tiempo

mucho tiempo

camino el día empapelada

lista para prenderme fuego

 

 

De nuevo ahí.

 

 

Hasta el amor

o la lectura.

 

Siempre.


No sabía si alguna vez iba a volver a pasar.
Es que estuve mucho tiempo fuera.
Algunas cosas
algunos encuentros
me hicieron de remolque
me sacaron del pantano
y de ahí
al desierto
caminando en círculos
inventando el día.
 
Nada de eso estuvo mal, nada
ni las noches dormidas sin sueño
ni las 4 comidas sin hambre
ni el sexo imprevisto, de apuro
 
Solamente es que no sabía
si iba a volver a pasar.
No sabía si iba a tener que acostumbrarme a ese andar
sin la letra enroscada al tobillo
sin el abrigo cálido de la lectura ascendente
que empieza como un fueguito inerme
dubitativo
hasta la llamarada
que lo consume todo.
 
Insisto:
no sabía
y tampoco quise armar una espera
lo dejé todo librado
espantosamente librado
a que fueran los pasos
el pie
que cae en  la trampa
el grito frente a la mordedura
silenciosa
insidiosa
insigne.
 
Ahora que volvió el veneno
ahora que las horas cuentan por párrafo
ahora que los libros esperan
vuelvo a moverme
despacio
por todas las antesalas del mundo
 
Tengo tiempo
mucho tiempo
camino el día empapelada
lista para prenderme fuego
 
De nuevo ahí.
 
Hasta el amor
o la lectura.

 

Siempre.



Quienes despiertan son la pesadilla de quienes aún duermen.

Resultado de imagen para eternidad

 

Todo está por construir. Deberás construir la lengua que habitarás y deberás encontrar los antepasados que te hagan más libre. Deberás edificar la casa donde ya no vivirás sola Y deberás escribir la nueva educación sentimental mediante la que amarás de nuevo. Y todo esto lo harás contra la hostilidad general, porque quienes despiertan son la pesadilla de quienes aún duermen.

(Tiqqun, “La guerra recién ha comenzado”, Llamamiento. Folia. Buenos Aires, 2010)

Quizas eternamente

Camino a la eternidad 635x454.jpg

No se que tiempo

te quedaras conmigo,

no se si ando buscando

aquel abrazo franco

o el amor furtivo.

No se si eres futuro

acaso ya perdido.

Si acaso este presente

será lo prometido.

Si son tus manos mapa

tu corazon: mi sino.

Si encontraré en tu boca

todo mi pan, mi trigo

y si en tus ojos negros

todo lo he recibido,

eres razon de ser

para los ojos mios.

 

Seran tus labios siempre

porciones de ese trigo

seras siempre alimento

mi corazon: tu abrigo.

 

No se que tiempo

te quedaras conmigo,

quizas 5 mil años

sera lo que preciso.

El fuego

entre tus brazos

esquiva precipicios

me sostengo en tus labios

retorno hacia mi sino.

 

No se que tiempo

te quedaras conmigo,

quizas eternamente

es lo que yo persigo.

Cbanks

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El aroma de tu amor

images604TMZ2S.jpg

A que huele tu amor

y a que las despedidas?

Hay un aroma

de esencia inaudita,

a incienso y a mirra.

Por el norte de mi cuerpo

llega una historia

con el olor

de tu  amor.

No cabe

tanto aroma

en esta cama

donde muero,

si no eres la musa

en mis versos

de este enero.

Hay alas que rozan

las fronteras,

entonces las nubes

esconden las estrellas

y titilan tus labios

y me traen

sabores de canela,

que despides al besarme.

 

Ni se a que

huele el futuro

ni las batallas

de pasos certeros

y sueños de la carne.

Hay este aroma

de arcoiris

y  de ideas

que arden.

Pero no se

a que huelen

aquellas flores

en tus ojos

de tu cara morena.

Ahora

hay nubes

que no vuelan

y te creo la luna

que me anhela…

Entonces

eres todo los olores

y todas las esencias

y todo me huele

a ti,

a tu carne tibia

y todo me sabe

a tus labios

y a tus verbos.

 

Eres

el sabor de la vida

bien amada.

Tienes el sabor del mar

y el aroma de las olas a

las 6pm

y me hueles al vuelo

de las gaviotas enamoradas

en el atardecer de los cielos

en octubre.

Se aquieta el viento

en el horizonte,

en cualquier lejana ciudad.

Mi instinto

te busca para amarte

persigue tu aroma

busca en la noche

en cada estrella

mas todo esto

no me basta.

No aguanto mas

no sueño mas…

Ojala la lluvia

me traiga la ultima gota

de tu olor.

Cbanks

 

 

 

 

 

Deja ya de tejer sueños en tu mente

Imagen relacionada

Con su vestido de domingo

meneaba el abanico.

Tarde de caminantes

que no paran de llorar.

Lloros de regresos

y de hojas

sin vientos

para viajar.

Tardes de primavera

y de sauces.

Son tardes plomizas

de abril…

El aire

se torna sutil.

Los ojos

no quiere ni abrir.

Sentada en la estacion

sin ansias por vivir,

se quedó Penelope.

No hay sauces,

ni amantes,

ni vida.

CBanks

 

 

 

 

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: